Valentina, niña pintora ciega que se inspira en Manuel Felguérez


Baldot, un colombiano que es creador contemporáneo de arte figurativo y abstracto, no se equivoca cuando afirma que “el artista debe pintar con el alma”.

Tampoco se equivocó Vasili Kandinski, el pintor ruso y precursor del arte abstracto en pintura, cuando en la primera mitad del siglo 20 afirmó que “el artista no sólo debe entrenar sus ojos, sino también su alma”.

Y es que en el Centro de Atención Infantil (CAI) Arcoíris, ubicado en Guadalupe, Zacatecas, hay una niña de 5 años que, a pesar de ser ciega de nacimiento, elaboró una pintura inspirada en la obra de arte abstracto del reconocido artista internacional zacatecano Manuel Felguérez Barra.

En el transcurso de su vida, Valentina ha aprendido a conocer el entorno a través del tacto de sus manos y hoy,  a su corta edad, ha cosechado un logro importante: aprendió a pintar con el alma.

Estudia tercero de preescolar

En el Centro Cultural Ciudadela del Arte, ubicado en el Centro Histórico de Zacatecas, tres niños caminan entre un pequeño laberinto de muros de madera en el que se exhiben pinturas que emulan el arte abstracto y figurativo.

De los tres, llama la atención una pequeña que lo hace con más cautela, quien trata de orientar su ruta a través de sus manos. Su nombre es Valentina Hernández Vélez y estudia el tercer grado de preescolar.

“Vale”, como le dicen sus amigos y familia, se encuentra ahí porque una pintura realizada por ella, inspirada en el artista zacatecano originario de Valparaíso, es exhibida en una exposición de arte llamada “Tiempo suspendido: Manuel Felguérez a través de la mirada infantil”.

Como parte de la clase de artes que recibe en el CAI Arcoíris, Valentina aprendió a pintar y, además, a apropiarse de distintas técnicas para plasmar un mensaje.

La técnica de la canica llena de pintura que corre sobre un lienzo es la primera que le enseñaron, aunque también conoció cómo utilizar un rollo de papel e incluso los dedos para sustituir un pincel.

El taller de pintura,  que tuvo una duración de dos semanas, también le dejó como enseñanza la utilización de un pequeño rodillo para aplanar gotas de pintura y moverlo en distintas direcciones, así como colocar ligas a un pequeño tronco para después, apoyados de pintura, dejar una marca de sello.

Bajo la tutela de su maestra de grupo, la de artes y de quien impartió el taller de acuarela, los alumnos del CAI Arcoíris elaboraron distintos trabajos, de los cuales dos llaman la atención: un cuadro trabajado con diamantina sobre una base negra a la que llamaron “La noche estrellada”, igual que la obra del pintor neerlandés Vincent Willem Van Gogh.

La otra creación que hicieron los niños son las pinturas que se exhiben en el Centro Cultural Ciudadela del Arte, en el Centro Histórico de Zacatecas.

Felguérez tampoco se equivoca

“Vale” usa un vestido rosa que resalta la belleza de su sonrisa, en tanto su cabello hasta la cintura dibuja los momentos en los que ella explica cómo realizó su obra que está montada en la exposición.

Su pintura se llama “Texturas”. En ésta se identifican tres colores base que respetan sus espacios: azul cielo, morado y naranja.

Fue elaborada a partir de una técnica de acuarela, en la que se agregó sal de grano y, además, se utilizó una aguja, con lo que generó relieves y raspados sobre la superficie.

“Mi pintura la hice luego de conocer la obra ‘Tiempo suspendido’. Nos llevaron al museo y ahí pude conocerla”, explicó la pequeña con una viveza y emoción que se expresa en su voz.

Producto de esta experiencia escolar, Valentina, al igual que sus compañeros, tuvo la oportunidad de conocer y convivir con el maestro Manuel Felguérez, quien, además, se dio el tiempo de observar la pintura “Texturas”, así como las de los demás niños.

Ésta experiencia ha trazado un camino para Valentina. “Mis papás me dicen que soy artista por mis pinturas; me gustaría ser como el señor Felguérez”, comentó al cobijo de la luz que irradia de su pintura.

Tampoco se equivocó el maestro Manuel Felguérez cuando, al ver la obra de esta pequeña, expresó “Texturas está pintada con el alma”.

José Córdova/ Tropicozacatecas.com

Fotos: Cortesía Blanca Orozco

SÍGUENOS EN FACEBOOK:

TRÓPICO DE CÁNCER NOTICIAS

EL LÍDER EN NOTICIAS DE ZACATECAS

Puedes compartir esta noticia en tus redes sociales.
  • 6.1K
    Compartido
Anterior Acude Ulises Mejía Haro a celebración del Día del Zacatecano
Siguiente Más de 20 mil personas celebran sus raíces zacatecanas en la CDMX