Los periódicos y la muerte de Emiliano Zapata  


A veces da la impresión de que al General Emiliano Zapata Salazar aún no le hace justicia la Revolución Mexicana.

La lucha que emprendió en el sur de México, el lugar que tuvo en el movimiento revolucionario, la página que se ha escrito sobre él en el libro de la Historia de este país y el legado que dejó a futuras generaciones, parecen tener un menor peso que la vida y los hechos que protagonizaron otros héroes patrios.

Aunque el sentido común indicaría que sus restos mortuorios debieran yacer en el Monumento a la Revolución, en la Ciudad de México, donde están depositados los cuerpos de otros revolucionarios contemporáneos como Francisco Villa, Francisco I. Madero, Venustiano Carranza y Álvaro Obregón, la realidad es muy diferente.

Emiliano Zapata sigue en Cuautla, Morelos, lugar donde fue enterrado el 12 de abril de 1919.

Lo más que el Gobierno Mexicano ha hecho en torno a él fue observar a la distancia cómo el Gobierno de Cuautla y pobladores exhumaron sus restos del panteón municipal, en la década de los 30’s del siglo anterior, y los enterraron en una plaza de la municipalidad a la que llamaron “La Revolución del Sur”.

Ese rostro histórico de indiferencia hacia el General Emiliano Zapata parece haberse gestado en uno de los primeros gobiernos emanados de la Revolución Mexicana, con el Presidente Venustiano Carranza Garza, a quien diversas fuentes históricas le han atribuido ser el autor intelectual de su muerte.

Este trabajo se centra un punto especial de la tensa relación que marcaron Emiliano Zapata y Venustiano Carranza, éste último en su embestidura de Presidente de la República. Se trata de la muerte de Emiliano Zapata, misma que es analizada desde el manejo que los periódicos de entonces hicieron sobre este hecho.

Para su elaboración, se consultaron las fuentes directas, esto es, los contenidos informativos que publicaron al respecto periódicos de circulación nacional e internacional.

En éstos se observan elementos coincidentes en su manejo de la información, lo que da pauta para plantear la hipótesis de que “hubo línea”, como dirían en el argot periodístico, para la publicación de la información y encauzar el sentido de la opinión pública de aquel entonces.

Y aunque no es el objetivo de este ensayo, se revisaron, para contextualizar, algunos aspectos de la relación que sostuvieron estos dos personajes en mención.

Por la importancia y el papel que jugó en la Revolución Mexicana, Emiliano Zapata representa el ícono de un sector que a la fecha sigue marginado y en el olvido de las políticas públicas gubernamentales: el campesinado.

No obstante los ríos de tinta que han corrido en torno a su vida, su legado y su muerte, nunca estará de más dar cabida a nueva mirada de los sucesos que están en torno a él.

 

Carranza y Zapata en la Revolución Mexicana y el periodo postrevolucionario

La  Revolución Mexicana fue la unión de diferentes levantamientos en armas que ocurrieron en el País, cada uno con diferente ideario, cada uno con diversa expectativa, pero todos con el mismo objetivo: luchar contra un enemigo común.

Así lo refieren la lucha que emprendieron Zapata, Carranza y Villa, primero contra el régimen de Porfirio Díaz y después contra Victoriano Huerta.

Cuando triunfó el movimiento revolucionario, emergieron los intereses reales de cada grupo y con ello inició la etapa más difícil de todas: anteponer intereses de nación a los intereses de grupo.

Zapata consideraba a Carranza un hombre extremadamente hábil en lo político pero indigno de confianza en lo personal. Nunca hubo buena química entre Zapata y Carranza, ni siquiera la suficiente como para intentar acercar posturas. Carranza tampoco tenía una buena impresión de Zapata, a quien consideraba una suerte de rebelde ingobernable incapaz de entrar en razón.  (CÁMARA DE DIPUTADOS, 2019)

El diálogo que sostuvieron Zapata y Carranza fue estrictamente militar, en virtud del Plan de Guadalupe, aunque el revolucionario suriano nunca tuvo una sumisión total, sino más bien un acatamiento parcial de las directrices en pos de conseguir el objetivo mutuo.  (CÁMARA DE DIPUTADOS, 2019)

Con la legitimidad que había tenido primero con el Plan de Guadalupe, en 1913, y luego después con el Pacto de Torreón, en 1914, convocó a la Soberana Convención de Aguascalientes.

Y aunque fue convocado el zapatismo, nuca hubo un acercamiento previo entre Carranza y Zapata como sí lo hubo entre Carranza y Villa, en el Pacto de Torreón… A ello se debe que a la convención de delegados, los zapatistas asistieran dos semanas después de iniciados los trabajos.

El resultado de la Soberana Convención de Aguascalientes fue el esperado. En el Teatro Morelos, los carrancistas fueron menguados ante las posturas villistas y zapatistas

La Convención se convirtió casi por aclamación popular, en el órgano opositor a Carranza y su grupo reaccionario. La Convención se declaró a sí misma soberana, adoptando en lo general los principios del Plan de Ayala y designando Presidente provisional de la República al general Eulalio Gutiérrez, desconociendo con ello a la figura de Venustiano Carranza como Primer Jefe del ejército constitucionalista encargado del Poder Ejecutivo.

Este encuentro entre las fuerzas revolucionarias fue suspendido y devino un rompimiento, así como desconocimiento de los carrancistas por los acuerdos tomados. Venustiano Carranza y su ejército se replegaron en Veracruz, mientras que Villa y Zapata ingresaron a la Ciudad de México y tomaron Palacio de Gobierno.

Sin embargo, al único acuerdo que llegaron Villa y Zapata es que cada quien continuaría la lucha desde sus territorios.

Zapata intentó luchar de forma directa contra Carranza, pero una vez más, a diferencia de su lucha contra Díaz, Madero o Huerta, el de don Venustiano no era un gobierno en declive, sino todo lo contrario, el carrancismo iba a la alza y cada día se consolidaba más política y militarmente. Zapata poco tenía qué hacer ante esta realidad. Del enfrentamiento directo –que tantas bajas le causó a las huestes de El Caudillo del Sur – el Zapatismo pasó a una especie de guerra de guerrillas en Morelos.  (CÁMARA DE DIPUTADOS, 2019)

Conforme el tiempo pasaba y la derrota –por más que se estuviera alargando– parecía inminente, Zapata hizo algunos intentos casi desesperados para revertir la situación. Uno de ellos se dio el 17 de marzo de 1919 con la publicación de una carta abierta dirigida a Venustiano Carranza.  (CÁMARA DE DIPUTADOS, 2019)

24 días despúes de esa carta, Emiliano Zapata fue asesinado a tración en la Hacienda de San Juan Chinameca, bajo una lluvia de balas disparadas por el ejército del Gobierno Mexicano encabezado por Venunstiano Carranza Garza.

 

La prensa en el gobierno postrevolucionario

La prensa, al igual que las alianzas políticas y las deciones de grupo, represenaron un factor activo en la constitución del México postrevolucionario.

El periodismo de entonces –y hasta la fecha– ha estado supeditado a los intereses y objetivos de los comprosimos de las alianzas políticas y las decisiones de grupo.

Luego del inicio del gobierno de Venustiano Carranza, el primero de diciembre de 1917, con una constitución en mano se intentó emprender la pacaficación del país.

La revolución generó un espacio donde nacieron agrupaciones de periodistas y trabajadores de la prensa que, como en otras áreas económicas, lucharon por la prosperidad económica y la mejoría de las condiciones laborales del gremio. (SERNA, 2014).

Sin embargo, una realidad era cierta, misma que aún persiste. Los sueldos de los periodistas han sido sueldos de hambre y de miseria.

Una prensa mal pagada era una prensa dócil. Las carencias de los periodistas se suplían con sobresueldos informales. Esta práctica que tomó nombres peculiares como “embute” o “chayote” y se institucionalizó en la segunda mitad del siglo XX, se sustentaba en las míseras percepciones salariales de los periodistas. Con estos pagos alternos se ejercería un control indirecto sobre lo escrito en los diarios. La práctica era añeja y no era un vicio exclusivo de los mexicanos. (SERNA, 2014).

Otro aspecto se destacta de una de las facetas del periodista de ese entonces. La lucha revolucionaria acortó la distancia entre los políticos encumbrados en el poder y el reportero. A un mismo tiempo creció la influencia política del periodista. Algunos diaristas ocupaban puestos políticos o se volvieron funcionarios. Blandiendo su pluma, se volvieron voceros de la revolución o enconados enemigos de ésta. Según las impresiones de algunos testigos de la época, su pluma y sus dichos consolidaban reputaciones o las echaban por tierra. (SERNA, 2014).

Pudiera decirse que ese es el perfil social de la prensa con  el que Venustiano Carranza Garza inició su gobierno presidencial.

Resultado de imagen para muerte de emiliano zapata en los periodicos

 

La muerte de Zapata en la prensa

En este apartado se muestra el manejo de información que se le dio al tema en tres perióidicos nacionales y uno internacional.

La información sobre la muerte de Emiliano Zapata fue trabajada a partir de un telegrama, según lo confirma el periódico Excelsior en un artículo  (EXCELSIOR, 2019), si bien en el mismo texto se refiere que el texto periodístico fue escrito por el corresponsal, en ningún momento de la noticia publicada se observa su nombre.

La edición publicada el viernes 11 de abril de 1919 tiene como encabezado principal, con letras maximizadas, “MURIO EMILIANO ZAPATA: EL ZAPATISMO HA MUERTO (sic)”.  (EXCELSIOR, 2019)

La cabeza periodística coincide con el sentir ideario del grupo cercano al presidente Venustiano Carranza.

Le siguen dos “balazos”, así llamados  en el argot periodísticos, que dicen:

“El sanguinario cabecilla cayó en un ardid habilmente preparado por el General Don Pablo González” (sic).

“Fuerzas del Gobierno le hicieron creer que se habían pronunciado y cuando lo tuvieron a tiro, le obligaron a combatir, Pereciendo en la lucha el famoso Atila” (sic).

Se destaca al respecto la utilización de los términos “sanguinario cabecilla”, “ardid hábilmente preparado”, “famoso Atila”, dándole el mismo calificativo de Atila, quien fue Rey de los Hunos y amenazó al Imperio Romano.

El contenido de la noticia es una apología militar sobre la muerte de Emiliano Zapata. Al respecto se destaca un fragmento del segundo párrafo: “El grupo rebelde que encabezaba Zapata cobró confianza y las tropas que seguían representando su papel de infidentes, lo obligaron a combatir, logrando darle muerte”.  (EXCELSIOR, 2019)

La investigación histórica hecha por diferentes autores ha demostrado que las cosas no ocurrieron como describe esta noticia, Emiliano Zapata no murió en combate sino que fue muerto a traición.

En su edición del viernes 11 de abril de 1919 el periódico de circulación nacional El Universal también publicó la noticia de la muerte de Emiliano Zapata bajo el encabezado: “EMILIANO ZAPATA, DERROTADO Y MUERTO POR TROPAS DEL GENERAL PABLO GONZÁLEZ”.  (EL UNIVERSAL, 2019)

La cabeza del periódico deja entrever algunas lecturas: a) que Emiliano Zapata combatió contra el ejército y luego fue derrotado, cosa que no ocurrió así; b) atribuir al General Pablo González la muerte del caudillo del sur –algo que en su momento podría conseguirle canongías con el poder–.

La noticia es corta, se trata de un párrafo, que también utiliza frases sensacionalistas y subjetivas, mismas que pueden ser encontradas desde su primera oración: “Las tropas del General Pablo González han logrado un éxito en su campaña contra Zapata” (EL UNIVERSAL, 2019)

También se trata de un hecho noticioso “a modo”, que trae “línea” y que más que destacar la muerte de un líder de la Revolución mexicana está orientado a presentar el trabajo de un General, a quien incluso le es publicada su fotografía en portada, de forma simétrica a la de Emiliano Zapata.

La siguiente idea refiere: “los soldados del coronel Jesús Guajardo llegaron hasta el campamento de Emiliano Zapata, a quien sorprendieron derrotándolo y dándole muerte”.  (EL UNIVERSAL, 2019)

Esa es otra verdad periodística que sólo pudo mantenerse por unos días, o incluso vez años, pero que a la postre quedó evidenciada como falsa por la investigación histórica de este acontecimiento.

Un periódico regional, “El Informador”, con área de influencia en Jalisco también informó sobre la muerte de Emiliano Zapata.

La noticia fue publicada, como novedosa, el lunes 13 de abril, tres días después de que ocurrieron los hechos y dos días después de que lo hicieron los periódicos de circulación nacional.

El encabezado de ese día decía: FUE MUERTO ZAPATA, SIMULANDO UNA SUBLEVACIÓN DE TROPAS, EL CNEL GUAJARDO LOGRÓ ACABAR CON EL TERRIBLE ATILA SURIANO (sic)  (EL INFORMADOR, 2017)

El contenido de la noticia es ilegible desde su portal web. Lo sugerente es consultar la fuente directa para saber en qué términos fue redactado el cuerpo de la información.

Sin embargo, en el encabezado del periódico puede observarse el uso de calificativos como “terrible atila”.

El domingo 4 de mayo de 1919, el periódico “THE AUGUSTA HERALD”, editado en Augusta, Georgia, publicó una nota destacada en su primera plana, con el siguiente título: “FUNERAL OF ZAPATA, THE MEXICAN BANDIT” (EL FUNERAL DE ZAPATA, EL BANDIDO MEXICANO), (DAVID ESTRADA, 2019).

La publicación estaba acompañada por cuatro fotografías: el cadáver de Zapata; el ataúd cargado por un grupo de campesinos; Jesús Guajardo, autor de la emboscada; y el cinturón y la pistola de Zapata, mismos que presuntamente fueron exhibidos como trofeo en Cuautla y la Ciudad de México.

Aunque se trata de una información publicada en un periódico internacional y de la que se tuvo casi un mes para investigar, se le menciona a Emiliano Zapata como el “Bandido Mexicano”.

La noticia empieza de la siguiente forma: “Emiliano Zapata, el ‘Atila mexicano’, jefe de bandidos, alguna vez teniente de Pancho Villa y por años el azote de Morelos y otros lugares del territorio mexicano, ha muerto”. (DAVID ESTRADA, 2019)

Puede destacarse al respecto que se observan calificativos, como “Atila mexicano”, “jefe de bandidos”, “azote de Morelos” e incluso lo degradan a teniente del General Francisco Villa, no obstante de que ambos tuvieron un diferente tierritorio nacional de lucha.

La noticia concluye con este remate: “Estas fotografías fueron tomadas por un fotógrafo para el periódico El Universal de la Ciudad de México y enviadas rápidamente a la capital en el tren especial por el Capitán Pablo González para sofocar las dudas sobre la muerte de Zapata. Esta es la primera publicación de estas fotografías en los Estados Unidos”. (DAVID ESTRADA, 2019)

Consideraciones

Puede afirmarse que la Revolución Mexicana fue la lucha de las diferentes causas sociales que se unieron en un bien común: derrocar al poder.

Sin embargo, cuando acabó la lucha por el poder a través de las armas devino la lucha por el poder a través del oficio político y ahí no todos estaban preparados.

Las diferencias entre líderes revolucionarios salieron a flote y cada quien utilizó sus mejores armas para emprender la nueva batalla que había iniciado: la pacificación del país y el apropiamiento del poder.

La prensa, sin lugar a dudas fue una pieza del tablero de ajedrez que fue movida a discresionalidad.

Como es el caso que ha sido expuesto, la prensa estuvo al servicio del poder. La línea editorial, los contenidos informativos y el mensaje para los adversarios y para la posteridad, fue dirigido desde los grupos políticos del gobierno en turno.

Si bien este trabajo recopila y analiza al trabajo periodístico en torno a la muerte de Emiliano Zapata a partir de algunas portadas de periódicos, también se acepta que los esfuerzos realizados corresponden a un contenido iniciático en el tema, todavez que hay más bibliografía e incluso periódicos que no fueron consultados.

De este ensayo puede derivarse una futura investigación más amplia y que profundice sobre el tema.

Por los contenidos aquí presntados puede afirmarse que Venustiano Carranza Garza fue el autor intelectual de la muerte de Emiliano Zapta.

Así lo confirma una noticia públicada en un periódico nacional a menos de 48 horas de perpretado el crimen a traición del caudillo del sur.

Apenas dos días después de haberse perpetrado tan innoble crimen, el diario El Universal publicó la felicitación del presidente Venustiano Carranza al general Pablo González:

“Lo felicito por este importante triunfo que ha obtenido el Gobierno de la República con la caída del jefe de la revuelta en el sur, y por su conducto, al coronel Guajardo y a los demás jefes; oficiales y tropa que tomaron participación en ese combate; los felicito por el mismo hecho de armas; y atendiendo a la solicitud de usted, he dictado acuerdo a la Secretaría de Guerra y Marina para que sean ascendidos al grado inmediato el coronel Jesús M. Guajardo y los demás jefes y oficiales que a sus órdenes operaron en este encuentro”. (CÁMARA DE DIPUTADOS, 2019)

Resultado de imagen para muerte de emiliano zapata en los periodicos

Fuentes de consulta

  • CÁMARA DE DIPUTADOS. (2019). Emiliano Zapata, centenario luctuoso. Ciudad de México, México: Consejo Editorial H. Cámara de Diputados.
  • DAVID ESTRADA. (s.f.). LA MUERTE DEL ‘BANDIDO MEXICANO’. The Augusta Herald, págs. http://www.davidestrada.org/index.php/historia/13-historia/385-la-muerte-de-zapata-el-atila-mexicano.
  • EL INFORMADOR. (11 de 10 de 2017). Un siglo en portadas. págs. https://www.informador.mx/jalisco/Un-siglo-en-portadas-20171010-0108.html.
  • EL UNIVERSAL. (10 de 04 de 2019). Traición, cerveza y aguardiante enmarcaron la muerte de Emiliano Zapata, págs. https://www.eluniversal.com.mx/cultura/traicion-cerveza-y-aguardiente-enmarcaron-la-muerte-de-emiliano-zapata.
  • (10 de 04 de 2019). ‘Murió Emiliano Zapata’, noticia que llegó en telegrama hace 100 años. págs. https://www.excelsior.com.mx/nacional/murio-emiliano-zapata-noticia-que-llego-en-telegrama-hace-100-anos/1306721.
  • SERNA Rodríguez, A. M. (2014, enero-abril). Prensa y sociedad en las décadas revolucionarias (1910-1940). SciELO.

 

* José Córdova / Tropicozacatecas.com

SÍGUENOS EN FACEBOOK:

TRÓPICO DE CÁNCER NOTICIAS

Puedes compartir esta noticia en tus redes sociales.
Anterior Buscan establecer la marca Tilapia Zacatecana
Siguiente Tello busca que se instale Universidad Microsoft en Zacatecas